El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, confirmó que tiene coronavirus, después de minimizar la gravedad de la pandemia durante meses y pese a que su país es el segundo más afectado del mundo. En diálogo con los medios, el mandatario afirmó que llegó a tener 38° de fiebre, pero que se siente «perfectamente bien» y que espera el resultado de una segunda prueba.

«Acaba de salir [el resultado del test] con resultado positivo, dio positivo», anunció el mandatario de 65 años, que llevaba un barbijo pero se encontraba a menos de dos metros de distancia de los periodistas.

«Estoy bien, normal. Hasta tengo ganas de dar un paseo por aquí, pero no puedo debido a recomendaciones médicas», afirmó Bolsonaro, famoso por su rechazo a las medidas de aislamiento social.

«Confieso que creí haberlo contraído hace unos meses atrás», pero «no esperaba que esto hubiera ocurrido conmigo», explicó Bolsonaro, que una vez dijo que se consideraba inmune debido a su «historial de deportista».

De momento, Bolsonaro canceló su agenda prevista para esta semana y permanecerá en cuarentena en su casa, aunque afirmó que seguirá trabajando vía videoconferencia ya que no sabe «estar parado».

Cuando le preguntaron si continúa opinando que se debe levantar la cuarentena, Bolsonaro, respondió que Brasil es un país muy grande y que uno «se debe preocupar por el virus» pero también «por el desempleo».

 

TN

Compartir