Pasadas las 16:30 horas de ayer, un grupo de originarios procedió a cortar la RN 11, a la altura del barrio Namqom, para reclamar una respuesta favorable por parte del Ministerio de Educación en el marco de un supuesto intento de secuestro ocurrido la semana pasada en la escuela 335 de dicho barrio.
En el lugar se encuentra personal de la Gendarmería Nacional quienes realizan regulación de tránsito en sector. Debido a las precipitaciones los caminos alternativos se encuentran intransitables y los vehículos no tienen por donde continuar, esto generó cruces entre conductores y quienes llevan adelante el reclamo.
En contacto con el Grupo de Medios TVO, Eliseo -padre de una de las niñas que habrían intentado secuestrar- dijo que «se tomó la determinación de cortar la ruta porque no hay respuestas de lo que estamos reclamando».
«No hubo respuestas, las personas que habían sido detenidas por averiguación del hecho ya están libres, entonces qué confianza pueden tener las madres para mandar a los chicos a la escuela», añadió.
Indicaron los manifestantes que se quedarán en el lugar hasta que baje algún funcionario para hablar con ellos.
A su vez, según se pudo saber desde el Ministerio de Educación no enviarán a nadie a dialogar en la protesta ya que cualquier tipo de encuentro se realizaría dentro de la institución escolar.
Resulta importante aclarar que la semana pasada, los mismos decidieron levantar la medida de fuerza que duró más de 12 tras entregar un petitorio a una autoridad de Educación. En el escrito se contemplaban los siguientes pedidos:

  • Aumentar la seguridad dentro del edificio.
  • Mantener cerrado el portón de acceso y cambiar de la escuela la Oficina de la Delegación Vecinal.
  • Sacar a los vendedores ambulantes que se colocan frente a la escuela.
  • Cambiar a los Directivos de la Escuela.

Diario Expres

Compartir