Fue durante un operativo de control vehicular donde la policía interceptó una camioneta que transportaba tres tambores con 700 litros de combustibles y 240 tetra pack de vino. El conductor no contaba con las documentaciones  exigibles por la ley de tránsito ni autorización para circular.

El procedimiento fue realizado por personal del Destacamento María Cristina alrededor de las 21.30 horas del sábado último, en el marco de un operativo de cuidado y protección de la salud pública que realizaban por camino vecinal 9015, a unos 2 km aproximadamente de dicha localidad.

Allí lograron detener la marcha de una camioneta Toyota Hilux, doble cabina, transportando en la caja tres tambores de PVC con contenido líquido, conducido por un hombre de 30 años que llevaba como acompañante a otro de 34 años, a quien se le solicitó las documentaciones pertinentes para circular, exhibiendo el carnet del vehículo más un carnet de conducir a su nombre vencido, no así otras documentales exigibles por la ley nacional de tránsito (24449). Así mismo ambos sujetos no contaban con el permiso de circulación que le exceptúa del DNU N°297/20-PEN.

Al bajar el conductor la ventanilla lateral se observó que el asiento trasero varias cajas de vino tinto por pack apiladas, en tanto se le consulto por el contenido de los tambores y dijo que llevaba 700 litros de combustibles, todos estos productos destinados para ser vendido en su domicilio particular, solicitándose en consecuencia la habilitación por autoridad competente para ejercer el comercio sin poseer la misma. Ante dicha situación se les explico tanto al conductor del rodado como al pasajero que se encontraban infringiendo varios artículos del Código de Falta de la Provincia de Formosa, procediéndose al secuestro preventivo del rodado, de las cajas de vino y tambores con nafta, siendo todos conducidos hasta sede policial donde se realizó la descarga de la mercadería, siempre en presencia del conductor, contabilizándose la cantidad de 20 cajas de vino toro, por doce unidades de un litro cada caja, labrándose en consecuencia las actuaciones contravencionales respectivas  con intervención del Juzgado de Paz de Ingeniero Juárez, cuyos infractores fueron notificados de su situación legal y continuaron en libertad supeditados a ulterior resolución de la causa.

Compartir