El allanamiento se realizó en el barrio Santa Librada, donde se secuestraron varios envoltorios de marihuana acondicionadas para la venta y además se detuvo a un sujeto de 22 años sindicado como responsable de la actividad ilícita.

Efectivos de la Comisaría El Espinillo realizaron una exhaustiva investigación vinculada a la sustracción de un can. En torno al caso recabaron datos de interés para la causa, cuyos elementos de prueba fueron puestos a disposición del juez de turno y solicitaron orden de requisa domiciliaria.

Con la orden en mano, el viernes último en horas de la tarde, un nutrido grupo de efectivos policiales se trasladaron hasta el barrio Santa Librada de esa localidad.

Luego de realizar la requisa del inmueble, no encontraron el can que interesaba en la causa. Lo que si encontraron, fueron varios envoltorios conteniendo en su interior sustancia vegetal con olor y características similares a la marihuana, dinero en efectivo y un paquete utilizado para distribuir el estupefaciente.

Momentos después, se presentó en el inmueble un joven de 22 años quien era investigado por la sustracción del can, refiriendo que las sustancias halladas eran de su propiedad. Los uniformados le realizaron el cacheo por razones de seguridad, hallando entre sus prendas un teléfono celular y otro envoltorio con sustancia vegetal.

Se convocó efectivos de la Delegación de Drogas Peligrosas, quienes realizaron la comprobación química de las sustancias halladas, arrojando resultado positivo para varios gramos de cannabis sativa (marihuana).

Ante la comprobación, se procedió a la detención del hombre y secuestro del estupefaciente y los elementos de mención, los que fueron trasladados a la Comisaría, donde se inició una causa judicial por Infracción a la Ley Nacional N° 23.737, quedando alojado en celda de la dependencia a disposición de la justicia.

La investigación por la sustracción del can continúa, a los efectos de dar con el animal.

Compartir